Les tocaron el bolsillo a los jugadores

En estos días de aislamiento obligatorio por la pandemia del coronavirus, mantenerse sano y a salvo del Covid-19 no es la única preocupación. El trabajo escasea, el bolsillo de aprieta o está hasta vacío por la crisis económica que se ha comenzado a asentar en todo el mundo, en el que ha entrado en consideración si los futbolistas, las estrellas del balompié deberían donar y hasta ceder una parte de su salario para contribuir con los fondos de ayuda para combatir la contingencia o mitigar la crisis económica en la que podrían caer varios clubes.

La pregunta la lanzó a mediados de marzo José Agusto Cadena, el polémico presidente del Cúcuta Deportivo. La posibilidad de la congelación del salario de los futbolistas, mientras no estén compitiendo, hizo que muchos pusieran el grito en el cielo, pero el avance de los contagios y la ampliación de días de inactividad económica, ha llevado a los clubes colombianos, y hasta la misma Fifa, a evaluar la posibilidad de rebajar los salarios de los jugadores.

En Colombia, el primero que dio el paso fue Independiente Santa Fe, que lanzó una encuesta en sus redes sociales para buscar la aprobación de la afición, que tuvo opiniones divididas.

Pero mientras algunos clubes de la liga colombiana aún siguen entablando reuniones y evaluando la situación, como en el caso de Rionegro Águilas Doradas y Atlético Nacional, otros como Independiente Medellín equilibran reducciones entre jugadores y no tocarán al cuerpo administrativo; mientras que otros tomaron decisiones más drásticas.

Los frenaron

Mientras que el Deportivo Pereira autorizó un periodo de vacaciones colectivas (15 días) para todo el plantel, el club Jaguares de Córdoba, el último equipo en suspender las actividades deportivas en nuestro país, fue el primer equipo del rentado nacional en suspender el contrato de sus futbolistas.

Según el club cordobés, “la decisión que se notifica se fundamenta legalmente en lo dispuesto por el numeral 1 del artículo 51 del Código Sustantivo del Trabajo, ante la ocurrencia de una causal de fuerza mayor que impide la prestación de sus servicios como trabajador del club, y asimismo vuelve imposible el pago de salarios a cargo del empleador en razón a la ausencia de ingresos que permitan solventar económicamente las obligaciones”.

“Nelson Soto, presidente de Jaguares de Córdoba, club de Dimayor, en contra de las directrices del Ministerio de Trabajo, suspende ilegalmente los contratos de trabajo de los futbolistas”, emitió Acolfutpro en su cuenta de Twitter (@acolfutpro), en la que además se muestra un comunicado interno del equipo donde se habla del contrato de la nómina.

Acolfutpro emprende acciones frente a los abusos contra los futbolistas: AQUÍ

El panorama en España

El Barcelona anunció el pasado 26 de marzo la reducción de los salarios para mitigar la situación creada por la pandemia y reducir las afectaciones económicas de esta crisis. “Básicamente se trata de una reducción de la jornada laboral, impuesta por las circunstancias y las medidas de protección llevadas a cabo, y, como consecuencia, la reducción proporcional de las retribuciones previstas en los respectivos contratos”, explicó el club en un comunicado. Esta fue una iniciativa aceptada y promovida por los jugadores del club español, liderada por el crack argentino Lionel Messi.

Pero el conjunto culé no fue el único en tomar medidas. El Espanyol, donde milita el defensa colombiano Bernardo Espinosa, también anunció la reducción de la jornada para jugadores y técnicos de las diferentes categorías, y por tanto el sueldo.

“La medida solicitada consiste en una reducción de jornada del 70 %. Se contempla que los afectados mantengan cierta actividad física con planes de entrenamiento individuales en tanto en cuanto no se pueda reanudar la competición”, afirmó el Espanyol.

El Atlético de Madrid, al que pertenece el lateral antioqueño Santiago Arias, también anunció la presentación de un Expediente de Regulación Temporal de Empleo.

En Italia y Alemania

La Serie A informó a la Asociación de Futbolistas Italianos (AIC) que prepara un plan para suspender momentáneamente el sueldo de los futbolistas a la espera de la evolución de la emergencia por el coronavirus, adelantan los medios italianos. Se estima que la reducción del sueldo de los futbolistas permitiría al fútbol italiano ahorrar una cantidad entre los 150 y 300 millones de euros.

Por ahora, los jugadores del Juventus de Turín, entre ellos el volante antioqueño Juan Guillermo Cuadradro , ya aceptaron la reducción entre los meses de marzo y junio.

Por su parte, varias plantilla de la Bundesliga también se unieron a esta iniciativa, ellos los de Bayer Mínich, Borussia Mönchengladbach, Werder Bremen, Schalke 04 y el Borussia Dortmund.

Y la Fifa…

Aunque ya algunos clubes comenzaron a tomar medidas, la Fifa, ente rector del fútbol mundial, creo un grupo de trabajo para abordar el impacto de la pandemia del coronavirus con el que empezó a debatir recomendaciones para flexibilizar el marco regulador en materia de traspasos y contratos de los jugadores, con la posibilidad de una rebaja de éstos.