Trabajadores funerarios, que se sacaron foto con el cadáver de Maradona, están en líos; uno pidió disculpas y otro estaría amenazado de muerte

A la izquierda se identifica a Diego Molina y en la foto de la derecha, vemos a Claudio con su hijo. / FOTOS: TOMADAS DE LA WEB.

En líos bastante delicados se metieron los hombres que se atrevieron a tomarse una fotografía al lado del cuerpo del exfutbolista Diego Armando Maradona, fallecido el pasado miércoles.

Antecedente: ¡Indignación en Argentina! Se tomaron fotos con el cuerpo de Maradona.

Tras la indignación y el repudio que los argentinos y los seguidores del Pelusa o cualquier persona que tiene el mínimo de respeto por el dolor ajeno, estos 3 hombres han sido los más ‘famosos’ tras la muerte de Diego.

Ante la viralización de las imágenes, la presión de Matías Morla, abogado de Maradona, y el desprecio de los seguidores del argentino, uno ya habría sido amenazado de muerte y otro ofreció disculpas a la exesposa de Diego, Claudia Villafañe, y a 2 de sus hijas, Dalma y Giannina.

La fuerza de la ley para hacer pagar al “canalla”

/ FOTO: TOMADA DE LA WEB.

Tras el reprobable hecho, Morla, abogado de confianza de Diego, fue tajante y contundente: “Ante la viralización de una imagen de Diego en su lecho de muerte, me voy a ocupar personalmente de encontrar al canalla que tomo esa fotografía. Van a pagar todos los responsables de semejante acto de cobardía”.

Una aseveración bastante fuerte que prosiguió con la confirmación de la identidad de uno de los protagonistas de la situación. ¿Una acción responsable? No lo juzgaremos, pero lo cierto es que, así como Morla, barristas argentinos también lo identificaron y querrían darle de su propia medicina.

Preso, multa y muerte

Diego Molina fue identificado por muchos durante el proceso de preparación del velorio de Maradona. / FOTO: gente.com.ar

Precisamente, Diego Molina fue el foco de atención de las redes sociales y los medios de comunicación, que, según ‘Canal 3‘, “fue despedido de su trabajo y al tiempo que Argentinos Juniors lo expulsó como socio del club”. Otros medios informaron que Molina fue detenido, pero luego dejado en libertad.

Y si esto le parece fuerte, lo peor que le puede pasar a este hombre es que la barra brava de Boca Juniors habría iniciado una cruzada en Twitter para dar con su paradero para atacarlo.

Según algunas versiones, que no han sido confirmadas, se viralizó una supuesta conversación en la que se escucha que, al parecer, un grupo de barristas de Argentina podría atentar contra la vida de Molina.

“Parece que es de la cochería. El chabón debe tener los minutos contados de vida porque La 12 lo va a hacer mierda, todos dicen lo mismo, lo van a matar por sacar esa foto. Preso, multa y muerte”.

Se escucha en uno de los supuestos audios.

“El chaval tiene los minutos contados de vida. Lo van a matar, boludo, por sacarse esas fotos. Los pibes de Argentinos Juniors ya lo están buscando. Uno va a destrozarlo y el otro lo va a grabar”.

Sería lo que dice otro de los audios.

Ante esta situación, hasta unos tuits falsos, que pretendían hacerse pasar por el medio argentino El Clarín, afirmaban que Molina ya estaba muerto y hasta publicaron un supuesto video del hallazgo de su cuerpo. La cuenta oficial es @Clarin_deportes.

“Pido disculpas a todo el mundo”

Pero Molina no es el único que está con el agua al cuello o más bien con la mira puesta. Pues los otros 2 hombres que fueron contratados de manera “tercerizada” por la funeraria Pinier, que en años pasados también habían preparado los cuerpos del cuñado y los padres del 10, don Diego y doña Tota, también temen por sus vidas. Así lo dieron a conocer en declaraciones para la Radio 10 de Argentina.

Claudio (der.) reconoció en el medio la gravedad de lo sucedido, pero dio su versión de los hechos.

Dijo que la foto lo tomó por sorpresa y que ni siquiera fue tomada desde su propio celular: “Los estamos acomodando para llevarlo, cuando de repente llamaron: Flaco, y mi hijo, como todo pibe, levantó la cabeza y el pulgar y sacaron la foto”.

Claudio también dijo que ha recibido amenazas telefónicas: “Sé que mucha gente se ha ofendido, sé que lo han tomado mal. Me llaman de todos lados, me dicen que nos van a matar, que nos van a romper la camioneta”.

Además, eximió de toda responsabilidad a la casa funeraria, que se ha visto bastante afectada, y ofreció disculpas a las familia de Diego y a todo el mundo: “Pido disculpas a todo el mundo y, públicamente, a Claudia, Giannina… a toda la familia Maradona”.