Sicarios asesinaron a un hombre en Aranjuez

Esta es la calle del barrio San Cayetano en la que fue baleado Pablo Nicolás. /FOTO: ANDRÉS FELIPE OSORIO GARCÍA

En Policlínica y pese al esfuerzo del personal médico, falleció la noche del pasado viernes, Pablo Nicolás Serna García.

“Él se encontraba sentado en el andén, llegaron 2 sujetos en motocicleta, uno de ellos se bajó, lo ultimó y huyeron del lugar”, explicó el comandante operativo de la Policía Metropolitana del Valle de Aburrá (Meval), coronel Mazo Cardona.

Iban en moto de alto cilindraje

El ataque criminal en contra de Pablo Nicolás, de 36 años, sucedió en el barrio San Cayetano (Aranjuez), sobre la calle 91 con la carrera 50B. La víctima se encontraba en vía publica cuando fue baleado por los sicarios, quienes se movilizaban en una motocicleta Yamaha XTZ de color naranja.

La víctima quedó tendida en el suelo. Testigos relataron que ninguna persona del barrio se acercó a prestarle ayuda y prefirieron llamar a las autoridades. Cuando estas llegaron, lo encontraron con signos vitales y lo trasladaron al centro médico.

La causa de su muerte podría obedecer a retaliaciones, manifestó el comandante de la Meval, brigadier general Eliécer Camacho Jiménez. El alto oficial también dio a conocer que “esta persona tendría al parecer una relación directa con la GDCO La Palomera; podría tratarse de una persona de buen nivel en este grupo criminal”.

Tendría relación con otro caso

Ella es Juliana López, la modelo y deportista sorprendida con cocaína en China. /FOTO: TOMADA DE LA WEB

Camacho Jiménez también informó que Pablo Nicolás estaría presuntamente relacionado con el caso de la modelo y jugadora de fútbol aficionado, Juliana López, capturada en el 18 de julio de 2015 en China, luego que fuera sorprendida con 610 gramos de cocaína entre sus objetos personales.

López, quien para esa época tenía 22 años de edad, le encontraron camuflada la droga en un computador portátil. Según manifestó en ese momento la deportista, le había hecho un favor a un amigo. La mujer aceptó su responsabilidad y fue condenada a 15 años de cárcel.