Según María Fernanda Cabal, el abucheo que le hicieron fue un show de funcionarios de la Alcaldía

Ver a María Fernanda Cabal como tendencia en Twitter inmediatamente hace que cualquiera se pregunte: ¿ahora qué dijo?

Y es que más allá de la simpatía o antipatía con el uribismo, la senadora del Centro Democrático se ha caracterizado por su falta de tacto para decir lo que se le ocurre y atacar sin más ni más a quienes se opongan a Álvaro Uribe o al Gobierno actual, también del uribismo.

El último episodio que protagonizó la politóloga fue el de este jueves, cuando fue abucheada en un evento tras la restauración de un CAI de Bogotá, donde le devolvieron la frase por la que más famosa se hizo: “Estudie, vaga”.

En el video, que se volvió viral, varias personas le dijeron frases como “usted no nos representa” o “senadora de pacotilla”.

Además, la senadora, cuando fue increpada por un hombre, se retiró el tapabocas para hablar más duro y le preguntó si era funcionario de la Alcaldía.

Pues, como era de esperarse, Cabal no se quedó callada, y en cambio, en medio de burlas y sátiras ha insistido en que no se trató de la comunidad sino de enviados de la Alcaldía, es decir, Claudia López, que no es de su corriente política.

En entrevista con la revista Semana le bajó el calibre al altercado e insistió en llamar vándalos a quienes la enfrentaron, que solo fueron 4 funcionarios y que todo fue un show.

Esta mañana, en una nueva entrevista con Blu Radio, la senadora mantuvo su postura y señaló que el hombre que le gritó sería “un señor que se llama William, que trabaja en víctimas y reconciliación”.

“Al final de cuentas él quería grabarse, se subió a una red de fan page porque entiendo que está haciendo campaña para un futuro edilato”, dijo.

Y, por supuesto, como suele hacerlo, se burló de esa persona que le dijo: “Estudie, vaga”. “Lo curioso es que me la saca el funcionario que es bachiller y tiene 35 años. Que no sea incoherente, uno con lo único que da confianza en su vida es con la coherencia, no se puede brincar de un lado para otro y no se puede juzgar a los demás de lo que usted carece”, concluyó.

Finalmente, aunque pocos se pongan de su lado en cuanto a sus frases o polémicas, los seguidores del uribismo insisten, por lo menos, en recordar que, a pesar de su menosprecio por sus detractores, ella sí estudió: