Procuraduría pidió a la Corte libertad para el gobernador Aníbal Gaviria

ya han transcurrido más de 120 días desde que se puso la medida preventiva./FOTO: ESTEBAN VANEGAS.

Mediante una carta la Procuraduría General de la Nación pidió a la Corte Suprema de Justicia revocar la medida de aseguramiento impuesta por la Fiscalía contra el suspendido gobernador de Antioquia, Aníbal Gaviria.

La solicitud se soporta en que, en su criterio, la medida de detención domiciliaria que le impusieron en la investigación por presuntas irregularidades con dineros públicos es innecesaria y no cumple con las exigencias de carácter constitucional y legal y por ello pide que la solicitud presentada por la defensa del gobernador Gaviria, de que se revoque la medida de detención, sea acogida.

Antecedente: Estos son los detalles de la investigación contra el gobernador Aníbal Gaviria.

A partir de este miércoles, el máximo tribunal tendrá hasta 5 días hábiles para confirmar o revocar la medida privativa de la libertad contra el mandatario.

Hay que recordar que el pasado 5 de junio la Fiscalía solicitó la captura del gobernador de Antioquia, Aníbal Gaviria Correa, porque lo está investigando por irregularidades en un proceso de contratación. Gaviria fue suspendido de su cargo mientras se desarrolla el proceso judicial.

Las series de situaciones que tienen en aprietos con la justicia al mandatario departamental ocurrieron entre los años 2004 y 2007, cuando ocupó ese cargo por primera vez. En ese periodo habría incurrido en los delitos de contrato sin cumplimiento de requisitos legales en concurso homogéneo y heterogéneo con peculado por apropiación en favor de terceros

Días más tarde, el suspendido gobernador anunció que radicaría ante la Corte Suprema de Justicia una solicitud de nulidad en contra de la medida de aseguramiento que la Fiscalía.

También lea: “En mi caso personal se hará justicia”: Aníbal Gaviria.

En esa ocasión Gaviria aseguró que la investigación anunciada por el fiscal general, Francisco Barbosa, es abiertamente contraria a la ley, la justicia y la dignidad humana, además de “demostrar un interés mayor en los titulares de prensa que en los fundamentos jurídicos”.