Más de 30 años de cárcel por lanzar ácido a su expareja y a la hija de esta

Angie Paola Vélez y Luis Alfonso Calderón Rodríguez. /FOTOS: ARCHIVO.

Luego que les arrojaran una sustancia química, Angie Paola Vélez perdió la visión, mientras que su hija, una menor de 9 años de edad, terminó con daños en el rostro.

La triste y aberrante historia que dejó secuelas para toda la vida a este par de mujeres, ocurrió el 1.° de agosto de 2012, en Bello. Sobre la 1:30 de la tarde, la mujer de 35 años caminaba con su hija por una de las calles del barrio Zamora, cuando fueron atacadas con un agente químico, por Luis Alfonso Calderón Rodríguez, excompañero sentimental de Angie.

Luis Alfonso Calderón Rodríguez. /FOTO: CORTESÍA.

Tras el atentado, la madre perdió la visión de manera permanente, mientras que su hija quedó con grandes deformidades en la cara y el cuello.

Tras una investigación, las autoridades encontraron que previo al ataque, Luis Alfonso llamó a la mujer y la citó en una estación de gasolina del sector para que recibiera un dinero que supuestamente le había enviado una persona. “Según la denuncia, el agresor le insistió a la víctima que fuera sola y le preguntó detalles de cómo iba vestida”, detalló la Fiscalía.

Los investigadores también establecieron que 3 días antes del acto criminal, la mujer había terminado la relación por celotipia, además porque era encerrada por el victimario, quien a veces revisaba su ropa interior.

Angie Paola Vélez. /FOTO: CORTESÍA.

Pero eso no fue todo lo que descubrieron las autoridades en esta macabra historia. Calderón Rodríguez le pidió a un brujo de un municipio del Nordeste que le hiciera un ‘amarre’ a la mujer para que nunca lo dejara, pero dicho favor no fue aceptado porque el hechicero conocía a la familia de la mujer.

Tras 7 años de búsqueda, el 17 de enero de 2019, Luis Alfonso, de 39 años, fue capturado por la Policía Nacional en Piedecuesta (Santander), localidad en la que se escondía.

Luego, el 16 de agosto de 2019 el Juzgado Primero Penal del Circuito de Bello sentenció a 38 años de prisión a Calderón Rodríguez, decisión que fue apelada por el abogado defensor. Al resolver el recurso, el Tribunal Superior de Medellín, modificó en las últimas horas la pena proferida por el despacho judicial y lo sentenció a 30 años y 3 meses de cárcel.

Dicho fallo podrá ser objeto del recurso extraordinario de casación ante la Sal Penal de la Corte Suprema de Justicia.