EN FOTOS: Conozca a los 2 policías que fueron condenados por extorsionar a jíbaros para no judicializarlos

Los patrulleros Francisco Antonio Castañeda Mejía y Jhon Fredy Peñaranda Mendoza fueron 2 uniformados a los que la Fiscalía logró comprobarles que participaron en la retención de 2 expendedores de estupefacientes, a los que les exigieron dineros para no judicializarlos.

El ente investigador registró en un informe oficial que los hechos ocurrieron en momentos diferentes entre el 30 junio de 2017 y el 15 de febrero del 2018. “Los policías capturaron en flagrancia a 2 reconocidos
coordinadores de plazas de vicio del centro de Medellín, en posesión de
considerables dosis de narcóticos. Según las declaraciones de testigos y de los propios delincuentes, los retenidos no eran fueron dejados a disposición de los fiscales, sino que fueron conducidos hasta algunos puestos de policía del sector, donde les exigían sumas que oscilaban entre los $ 3 y $ 5 millones para dejarlos en libertad y no judicializarlos”.

Otro de los hechos investigados está relacionado con la retención ilegal de un mensajero que, al parecer, transportaba marihuana en una motocicleta. A la víctima le fueron retenidos sus documentos y la moto en la que se movilizaba, mientras conseguía $ 1.500.000 para devolverle sus propiedades.

Los investigadores del Cuerpo Técnico de Investigación (CTI) establecieron que los policiales, adscritos a los Comandos de Atención Inmediata (Cai) del barrio Boston y Parque de Bolívar, alteraron los libros de población
de la institución para tratar de evitar el seguimiento judicial.

Castañeda y Peñaranda, a quien en la investigación reseñaron con el alias de Ladrón, llegaron a un preacuerdo con la Fiscalía después de la formulación de acusación y aceptaron los cargos formulados por un fiscal de la Unidad de delitos contra la administración pública, por los delitos de concusión, falsedad ideológica en documento público y peculado por uso. El primero fue sentenciado 5 años y 9 meses de prisión y el segundo a 5 años y 6 meses.

Otros 4 uniformados están acusados por los mismos hechos. Se trata del intendente Ferley Antonio Grajales Quiroz y los patrulleros Sammy José Taboada Torres, Cristian Fernando Vergara y Adinson Robledo Torres.